INICIO / cobranzas /

La gestión del riesgo en épocas de pandemia

La gestión del riesgo en épocas de pandemia

11:10 am / 13 Diciembre, 2020

El panorama económico no es muy alentador. Debido a las severas restricciones en el ámbito sanitario, la caída de la actividad económica ha sido muy profunda y, dado que es probable que estas restricciones a la movilidad continúen para el 2021, la recuperación demora aún más. Los programas de ayuda gubernamental y reprogramaciones están trasladando el problema de morosidad para el 2021 y 2022.

En dicha coyuntura, las áreas de cobranza tienen que estar preparadas para afrontar este gran reto: gestionar el riesgo.

Nicolas Messa, Especialista de Preventas en Experian Perú, compartió algunos consejos en materia de gestión de riesgo y cobranza durante el 4to Congreso Latinoamericano de Crédito y Cobranza, organizado por Gan@Más y +Finanz@s.

 

¿Qué esperamos?

Para Messa, es muy probable que los niveles de morosidad del 2021 y del 2022 aumenten. A mayores niveles de morosidad, mayor inversión en los recursos de cobranzas. Esto es lógico, pues cuando estamos ante un ciclo ascendente en la macroeconomía, las empresas se preocupan en originar, luego, en cobrar.

En dicho escenario, los recursos se dirigen a dicha áreas, en su talento humano, plataformas de automatización y demás. Ahora que la economía está en caída, las entidades centran sus esfuerzos en sistemas automatizados de cobranza, nuevas variables, consultoras etc. En esa línea, habrá una mayor inversión para recursos de fraude, pues los canales digitales lo han potenciado. Esto es un tema muy importante, pues el costo de no identificar el fraude es bastante alto.

LEA EL ARTÍCULO COMPLETO COMPLETAMENTE GRATIS EN NUESTRA REVISTA:

 

Desde el ámbito laboral, el desempleo va a aumentar por un periodo de uno o dos años. Dicha circunstancia exigirá que las entidades asistan a esos buenos pagadores que debido a la coyuntura ya no podrán pagar. Sobre todo, porque el objetivo principal no es cobrar, sino, no perder a un cliente, especialmente, a un cliente que podrá recuperar su trabajo y seguir manteniendo una relación con la entidad si esta última brinda una asistencia adecuada.

Impactos en la gestión del riesgo de crédito

Messa recomendó algunas acciones que se tornarán relevantes en la nueva coyuntura que viviremos de cara a lo que viene.

1. Monitorear constantemente los cambios en el endeudamiento y las consultas de crédito, en el sistema de los clientes, ya que el nivel de endeudamiento se puede incrementar.

2. Se debe medir el riesgo y la velocidad de deterioro en el mercado para actuar y definir qué población merece ayuda dado el cambio de condiciones constantes.

3. Mantener más que nunca el acompañamiento de los clientes a través de emails y SMS. La inclusión de tips de educación financiera puede ser de gran utilidad.

4. No olvidar realizar estrategias preventivas de cobro para el manejo de sus carteras.

5. Identificar aquellos clientes que han tenido dificultad en sus pagos debido a la crisis utilizando modelos y sus complementos.

6. Complementar los modelos. Es lógico que por la coyuntura están descalibrados, ello no significa que deban ser descartados. Todo lo contrario, deben complementarse con score, índices de vulnerabilidad y otras variables.

7. Monitorear el riesgo en el corto plazo a través de los atributos de tendencia. Estos permiten obtener
información adicional acerca de cuál es la tendencia en el uso del crédito de consumo a través del tiempo.

8. Aumentar los esfuerzos en la gestión de los límites de créditos. Deberán hacerse procesos con mayor frecuencia y proactivos, así como reevaluar los enfoques actuales apuntando a una mayor automatización.

9. Gestionar las cuentas a través de la reducción de las líneas de crédito, así como identificar los segmentos de mayor estrés (diferir pagos, refinanciación, consolidación, etc.).

LEA EL ARTÍCULO COMPLETO COMPLETAMENTE GRATIS EN NUESTRA REVISTA:

 

Comparte en:

avatar